martes, 20 de mayo de 2014

APUNTES sobre un libro nuevo

La semana pasada presenté mi libro de cuentos Stereo Offset, publicado por la reaparecida Editorial X y presentado por los queridos Estuardo Prado y Javier Payeras. Acá les dejo una serie de apuntes y artículos de prensa. El próximo mes habrá otra presentación, esta vez con música y vino, así que prepárense para vernos las caras y celebrar con furia, brindis y música de fondo.

Stereo Offset, Editorial X. Narrativa breve. 106 páginas


*
Un libro publicado es una autopista con rumbo al morbo del vértigo.


*
Todo poema o relato o capítulo impreso, es una peregrinación hacia la nada del lenguaje.


*
karina lee
con atención
no quiere perder
un detalle

lo que no sabe
es que en cada
página que avanza
algo de ella

se está desvaneciendo


*
Stereo Offset es la guitarra de Joe Strummer intentando galopar el silencio.


*
Este libro es un alarido punk, un conejito aristotélico, una diatriba salvaje.


*
No me alabes. Maldíceme. Arráncame una a una: las páginas.


*
Honestidad en offset: mucha tinta, mucha fiesta, mucho estéreo.


*
Honestidad en offset: somos partículas de una baladita de Yoko Ono y Patti Smith.


*
 Desvanecer la rabia es parafrasear ficciones sobre lo cotidiano.




Nota de Diario Digital, páginas 18 y 19
ENLACE: goo.gl/02A7S6



Nota, video y entrevista de Soy 502
ENLACE: goo.gl/X5aXIN






TEXTO en Revista Crónica
ENLACE: goo.gl/LrE520j

Texto en Revista Esquisses
ENLACE: goo.gl/3iZ35Q

TEXTO en blog de Javier
ENLACE: goo.gl/OT5hVj

miércoles, 23 de abril de 2014

ABRIL: Elliot Smith

A próposito del Día Internacional del Libro. Porque todo libro es un refugio. Un búnker. Un espasmo.


Escrito en abril del 2012 y publicado en mi libro SPAM



Atraviesas la ciudad con la certeza de que vas a llegar a tiempo a la reunión. Evitas el tráfico. Tomas desvíos. Tomas atajos. Interpretas las luces de los semáforos y llegas diez minutos tarde. Te estacionas. Conversas con el cuidacarros. Hay un calor insoportable. Entras al edificio. Saludas. Presentas tu proyecto. Le haces ojitos a la ejecutiva. Te muestras sereno. Planteas soluciones. Cuestionan tu experiencia. Te dan una palmadita. Te dicen «no muchas gracias». Te despides cortésmente. Sabes que tu vida va en picada, aceleradamente. Todo es SPAM. Necesitas silencio. Necesitas un instante de silencio. Un santuario hacia adentro. Un libro. Un buen libro. Buscas un abrazo en los amigos. Algunas conocidas se te ofrecen. Escribes minotauros. Lo que pase en el país no te interesa. Pierdes clientes. Nada funciona. Puerta cerrada. Silencio infinito. Almuerzo en solitario. No quieres ser mártir. No va contigo. Te aburres en casa. Hablas estupideces con la gente. Ves porno. Quieres comer un helado, salir a caminar a campo abierto. Ver el cielo. Hacer un picnic. Disfrutar de estos días antes de que el invierno te hunda en un mutismo obligado de cuatro paredes. Vas a los bares. Te embriagas. Te saludan. Te invitan a fiestas, a drogas, a cosas que no quieres. Estás ausente. Quieres viajar. Tu presupuesto está corto. Pagas la renta una semana tarde. Te encierras a leer todo lo que puedes. Quieres dormir, no despertar. Piensas en Curtis, Smith y Caicedo. Todo parece perdido. Acumulado de una manera estúpida. Apilado hasta el infinito. A pesar del calor sientes frío. Este lugar es un glaciar. Ves al cielo. Sientes el aire. Tiemblas por dentro. Te sientes vivo. Escribes esto.

jueves, 10 de abril de 2014

UNA VERSIÓN DE LA FELICIDAD

Todo ha sido un desvarío,
una trifulca triste,
un abandono.

Todos buscamos
una versión de la felicidad.

Todos queremos
una sonrisa
una excusa

para sentirnos vivos.

martes, 25 de marzo de 2014

ELE MIGRANTE

Texto leído en la presentación de ELE MIGRANTE de Ishto Juevez.
LA ERRE, viernes 21 de marzo del 2014.
Audio en: LectoresChapines






Beat. Leviatán. Pulpo.
Monstruo.
Urbe.

Somos la luz más brillante de la rebelión.
El zumbido más alucinado de la historia.
El estruendo de un viaje en lisérgicos.
La arritmia salvaje de una lenta cocaína.
El olorcito a hierba fresca quemándose las ganas
bajo la tibia noche dulce noche.

No puede ser que la felicidad nos dure tan poco.
Tan poco felicidad puede que nos dure no ser la.
No tan felicidad nos dure que poco la ser puede.
No dure tan felicidad puede ser poco que nos la.
Felicidad puede. Que ser. La no. Poco nos dure. Tan.
Poco felicidad. Puede nos no. Que dure ser. La tan poco.
No puede ser que la felicidad nos dure tan poco.
No puede ser que la felicidad nos dure tan poco.
No puede ser.
Puede ser no.

La felicidad es una partitura abierta.
Un país sonámbulo que despierta a medianoche.
La felicidad es mango, limón y pepitoria.
Una canción funk volteada en luz y sombra.
La felicidad es calle vacía.
Verano atolondrado.

Libro nuevo.

Una michelada bien fría.
La felicidad son dos piernas abiertas
tratando de contener el mejor de los orgasmos.
La felicidad es una maniobra de excesos. Un cielo abierto.
Una calle ancha. Una sandalia de verano.
Un bikini. Una lluvia. Una bicicleta.

La felicidad. Ese misterio sin misterios.
Esa colmena ácida de dos miradas encontrándose.
Una madrugada tibia llena de estrellas.
La felicidad es el mar. El alarido. La certeza del viaje.
El vaivén afanoso de cruzar una frontera.

Una puerta abierta.
Una autopista nueva.
Una despedida enajenándose.
La felicidá. La felicidá. La felicidá.

Ese viaje
esa quimera
de irnos lejos
para fundirnos juntos
y asesinar las horas tristes
las irrelevantes
las que sobran

habría que llenar cuadernitos de apuntes con los labios
habría que vaciar el deseo sobre el cuerpo adolescente
que es lancha futurista
nave solar
antorcha de fuego
habría que llegar al centro
(de azúcar)
muchachita mía

quiero malgastarme el sueldo en helados a tu lado
quiero destruir el himno de todas las tristezas
vamos a migrar de ritmo en ritmo
es que no puede ser
que la felicidad
nos dure
tan poco
tampoco
el día puede ser una baladita triste
la patria es un enjambre de ruidos y noticias

no te desanimes

el poema es el tatuaje punk que tienes en la espalda
el poema es un acorde librándose de llanto
el poema es un temblor de cielo
reflejado en tu mirada

que está a punto
de migrar

hacia
otra

ga
la
xia

miércoles, 26 de febrero de 2014

HENRY MILLER / DAVID FINCHER

A Alejandro Marré y Javier Payeras


Vos sabés. A veces me da por encerrarme en la noche. Abrir unas botellas, y caer, hacia los tristes desfiladeros del silencio. Esa no es culpa de nadie. Así es uno. Con los años amontonás una decadencia de frustraciones que implican cansancio y otro montón de estupideces. Nos pasa a todos. Creo que nadie está exento del abismo. Pero así es la cosa. El encierro es una necesidad constante. «Las palabras son soledad», decía Miller. Eso es para recordarlo todo el tiempo. Para tatuárselo en el brazo. Para no olvidar, así uno olvida los fogonazos del tiempo. Ese abismo al que llamamos soledad, y encierro, es nuestro mandala. Nuestra luz. Nuestro camino. Nuestro ritual de cada día, y en silencio. No lo olvidés.


De STEREO OFFSET (Editorial X, 2014)

jueves, 23 de enero de 2014

ESCRIBO...

Escribo, sí, porque se me da la gana. Porque no tengo otra alternativa. Porque mi canto, fugaz y estrepitoso como el de Rimbaud, resuena intensamente cada vez que abro la boca. Escribo, sí, porque la geografía del lenguaje es mi última frontera. Porque cada palabra es abrigo, y, también, una inmensa y exquisita soledad.

martes, 7 de enero de 2014

SILÁBICA


Para empezar el año:
Nuevo proyecto de blog en #Tumblr, donde publicaré de todo un poco
(tuits, citas, aforismos, fotos, diseños, recomendaciones, enlaces, videos, música y otras cosas).
Para visitarme, seguirme y rebloguearme en este enlace: SILÁBICA.